¿Cuáles son las ventajas de un programa de Transición de Carrera?

En etapas de crisis financiera, compañías de diferentes rubros han tenido que reducir sus estructuras, descartando roles para reducir gastos o mejorar su nivel de eficiencia. La constante presión por mejorar el rendimiento, hizo que cada vez más, las organizaciones apliquen programas de gestión de talento (para retener y fomentar el desarrollo de quienes quedan en la empresa) y recurrieran a programas de “reinserción laboral”, más conocidos como Outplacement.

El Outplacement es una práctica que se expande cada vez más a nivel mundial. Su objetivo es asistir, contener y reorientar al personal que cesa en su cargo, y apoyarlo en su período de transición laboral, en la búsqueda de empleo y en su reorganización profesional y personal. Estos programas se orientan a la planificación de carrera y brindan herramientas para identificar y potenciar habilidades alineadas con las demandas del mercado laboral. Quienes participan en este tipo de prácticas, también reciben asesoramiento para desarrollar sus propios emprendimientos, proyectándose a futuro.

El Outplacement no sólo beneficia a los empleados, sino a las empresas porque ayuda a disminuir el impacto del cambio, mantiene la productividad, reduce riesgos (legales, por sobre todo), aumenta el compromiso, mantiene el buen nombre y reputación de la marca. Además, la inversión se recupera rápidamente porque, está demostrado que reduce a la mitad el tiempo de búsqueda del nuevo empleo y, mediante la gestión del talento, la plantilla que permanece, se adapta con mayor eficacia a la reestructuración. Pero se trate de individuos o empresas, el aprendizaje obtenido durante la transición, sirve para toda una vida.

En Argentina, durante éste último año, se registró un aumento en las solicitudes de programas de reinserción laboral, tanto de grandes corporaciones multinacionales, como de Pymes locales de diversos tipos de industrias y en todos los niveles. Hay programas de Outplacement para ejecutivos de alto  rango, hasta empleados rasos (administrativos u operativos), porque su aplicación es abarcativa; capacitando y asistiendo tanto a grupos como a individuos.

La noción de Outplacement nació en Estados Unidos a fines de los años 60. A causa de crisis económicas y recesiones, su práctica se expandió a nivel internacional. Esta tendencia positiva se instaló y permanecerá por largo tiempo ; mientras las compañías tengan que adaptarse, reinventarse e innovar. Siempre que las empresas se solidaricen con su gente y se preocupen por su cultura institucional y buen nombre, habrá outplacement a la medida de sus necesidades.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *